“Hay que formar a todos los empleados en digitalización, no se puede tener una compañía a dos velocidades”

Santander, 22 de junio de 2021.- ACEFAM ha celebrado la jornada online “La Empresa Familiar ante el reto de la digitalización y la evolución del puesto de trabajo”, organizada por ACEFAM en colaboración con VODAFONE. Esta es la primera de las dos conferencias que ambas formaciones han organizado para abordar reto de la Transformación Digital y las nuevas tecnologías.

En la ponencia han participado Alberto del Sol, director de Marketing Empresas Vodafone Business y Carlos Herrero, director de Transformación Digital en PROSOL. Vicente Alciturri, presidente de ACEFAM, ha sido el encargado de inaugurar la charla señalando que la digitalización es un hecho ineludible en los tiempos en los que nos encontramos, “tenemos un camino que recorrer porque no hay escapatoria”. El fundador de Semicrol considera que hay que aprender de las experiencias de los demás y que, en este reto de transformación digital, hay que adquirir conocimientos de las nuevas herramientas para poder aplicarlas en cada negocio.

Para Carlos Herrero la transformación digital es esencial para afrontar retos de cara al futuro. PROSOL, empresa familiar situada en Venta de Baños, inició su transformación digital hace ahora tres años, pero desde ese momento han cambiado muchas cosas, “modificamos el nombre del departamento, ya no se llama departamento de IT ahora se llama Transformación Digital, es muy importante saber que esto no lo hace solo un departamento, esto es un proyecto trasversal en el que estamos todos implicados”.

Uno de los problemas a los que se enfrentan las empresas en su proceso de transformación es el desconocimiento y la resistencia de los trabajadores a adoptar nuevas formas de trabajo que les son desconocidas. Para Herrero la solución está en la formación, “hay ciertas resistencias al cambio, pero se van solventando con la educación. Hay que formar con detalle y con cuidado”.

Este tipo de formación ha de hacerse de manera transversal para que llegue a todos los rincones de la empresa, solo así se puede avanzar “no se puede hacer una compañía a dos velocidades”, apunta. Cuando una empresa inicia la formación en materia digital se enfrenta a una población heterogénea, donde cohabitan empleados con escasos conocimientos en la materia con gente más joven que ha crecido en ambientes digitales, “hay que tener ese respeto a la formación, la gente no es reacia a digitalizarse, pero tienen que entender qué es lo que están haciendo”.

Para que se dé esta trasformación es fundamental involucrar a todas las personas en todos los procesos y metodologías. Según Herrero, hay que buscar a las personas adecuadas: “nos favorece buscar a gente en la compañía que sea buena transmitiendo el mensaje, hay gente que es muy buena haciendo cosas, pero es importante que sepa trasmitirlo, esa es la gente que te mueve la compañía”.

Uno de los problemas a los que se enfrentó PROSOL en este proceso de innovación fue la incorporación de nuevos perfiles, ya que en la zona donde se ubica la fábrica no es fácil encontrar profesionales digitales, así que la compañía decidió formar a los empleados en Big Data y en Machine Learning. El resultado, señala, ha sido satisfactorio: “pensamos que había dos opciones, contratar gente de fuera o formar a alguien de la propia empresa que son las personas que conocen el negocio. Los primeros días lo pasaron mal porque son tecnologías ajenas a su trabajo, pero después lo han integrado”.

Para Herrero la lucha está en el conocimiento ya que la tecnología se ha democratizado y es accesible a todos los entornos. “En Castilla y León hay una lucha porque no hay talento. El tablero de juego hoy es mundial. Estas tecnologías nos permiten trabajar en cualquier lugar en el mundo. Esta transformación es muy buena, pero te obliga a tener talento y sobre todo a cuidarlo”.

La pandemia ha impulsado la transformación digital

La tecnología ha avanzado de manera exponencial. La pandemia y, sobre todo, el confinamiento han obligado a muchas compañías a acometer cambios en sus modelos de negocio y convertirlos en entornos más digitales. Según Alberto del Sol, director de marketing e innovación de Vodafone Business, en 12 meses se ha avanzado lo que las empresas tenían en planes estratégicos a casi 5 años. Pero no todas lo han hecho al mismo ritmo ya que «cada compañía tiene que aplicar su dosis respecto a la capacidad que tiene y debe medir sus tiempos».

Bajo su punto de vista son muchos los beneficios que ocasionan los departamentos de IT en las empresas: contribuyen a dar seguridad en los datos de la organización, dan accesibilidad de los datos de forma homogénea, flexibilizan la gestión y aportan escalabilidad en las infraestructuras y control y optimización de los costes.

Para Del Sol el reto de la digitalización se puede ver como una amenaza o como una oportunidad. “A día de hoy las ventajas competitivas no se sustentan en tener la información bajo llave, sino que la red llega de todos a todos, la competencia no solo está en el conocimiento también está en la estrategia”.

Vodafone ha introducido algunos cambios en los últimos meses. Ahora se trabaja con Cloud y se ha ampliado la jornada de teletrabajo de uno a tres días, además, la compañía ha desarrollado una aplicación para todos los empleados desde la que se pueden realizar distintas acciones, desde reservar una sala de reunión, solicitar una plaza de aparcamiento o realizar cursos intensivos online mientras se desplazan al trabajo. También han transformado las oficinas, creando edificios que son 100% digitales donde se aprovechan todos los espacios.

Respecto a la seguridad, Del Sol cree que debe entenderse como una inversión y no como un coste, ya que es uno de los elementos fundamentales para preservar los trabajos online, “es necesario que estemos cubiertos porque hay muchos riesgos. Aproximadamente el 90% de las fisuras de seguridad se producen por parte de los empleados, por eso hay que dar herramientas y formación para minimizarlo”.

Para concluir, el director de marketing e innovación de Vodafone Business considera que la Empresa Familiar sabe adaptarse bien a los cambios y afrontar retos porque “apuesta por las personas y tiene como objetivo mantener su legado”.