Noticias Web
Apoyo y defensa de las empresas familiares de Cantabria

“El arte de adaptarse durante más de 100 años”

  • Grupo Uvesco continúa sus planes de expansión en el norte de Madrid con la apertura de 5 nuevos supermercados

1905, cruce de la Quebrantada en Torrelavega. Comienza la historia empresarial de la familia Sánchez. Eulogio y Cándida regentan una tienda de vinos y ultramarinos en la ciudad cántabra. Más de cien años después la tercera generación gestiona un grupo empresarial con 221 tiendas y cerca de 5.000 trabajadores, un negocio que factura 740 millones de euros y que tiene ahora en el norte de la comunidad de Madrid su principal zona de crecimiento.

Uvesco, el arte de adaptarse durante más de 100 años” es el título de la ponencia protagonizada este miércoles por Eulogio Sánchez, actual director adjunto de la compañía, dentro del ciclo de ACEFAM “Empresarios hablando con Empresarios”.

Charla Eulogio Sánchez en «Empresarios hablando con Empresarios»

El Grupo UVESCO de distribución alimentaria nace como tal en 1993 fruto de la unión de Unialco, empresa formada por cuatro familias guipuzcoanas, y la compañía cántabra Ves (Viuda de Eulogio Sánchez). Ambas partes saben que su negocio está abocado a crecer o morir, de modo que deciden constituir un holding en el que diluirse de manera generosa. La experiencia les ha demostrado que “es preferible ser cola de león que cabeza de ratón”, tal y como afirma el propio Eulogio Sánchez.

La particularidad del grupo es ser una compañía “multifamiliar” con 58 socios. Las relaciones se articulan mediante un consejo familiar que se reúne tres veces al año y en el que hay un representante de cada una de las familias. Sin embargo, el poder de decisión reside en el consejo de administración compuesto por tres personas, quienes deciden sobre las propuestas desarrolladas por los directivos profesionales de la compañía “Somos una empresa profesionalizada” De hecho, el reto actual de las familias propietarias es preparar a la cuarta generación para asumir el poder en el consejo de administración.  

Un grupo en continua expansión

La expansión del Grupo comienza en Vizcaya, donde cántabros y guipuzcoanos compran pequeñas compañías de distribución para abastecer un territorio notablemente poblado. El crecimiento inicial es en forma de “mancha de aceite” que se extiende por territorios limítrofes como Álava, Navarra o La Rioja. Sin embargo, la gran apuesta es precisamente acudir a un mercado más alejado y en este caso el consejo de administración decide apostar por el norte de la comunidad de Madrid. El objetivo es montar 50 centros en 10 años. Este año el grupo abrirá 5 de ellos. Sánchez asegura que Madrid es el territorio en el que Grupo Uvesco “más va a crecer con diferencia porque los clientes están encontrando con nosotros cosas que antes no recibían”.

El director adjunto del holding empresarial asegura que una de las claves de su éxito es haber ido a contracorriente de los demás durante la crisis. Mientras la competencia bajaba calidad y surtido, Uvesco apostó por mejor atención, mayor surtido y más calidad. “Ahora los demás empiezan a hacer lo mismo que nosotros, pero tenemos la ventaja de haber empezado primero”, asegura.

La filosofía de la empresa es que comprar en Uvesco “no es lo mismo”. “La compra no es un mero acto de abastecimiento de comida, sino una experiencia”, así reza el mantra de la compañía. La distribuidora gasta 3 millones de euros anuales en formación con el fin de que su personal preste la mejor atención al cliente, desde el trato personal (pilar fundamental de su estrategia) hasta la capacidad de aconsejar en productos o en dietética. “Calidad, calidad, calidad; servicio, servicio, servicio”, insiste el director adjunto. Fruto de esta misma idea es la nueva línea arquitectónica de los supermercados, cuyo ejemplo más evidente es el BM de Renedo de Piélagos en Cantabria, “una obra bellísima” y funcional que marcará la expansión por Madrid.

Eulogio Sánchez, director adjunto de Grupo Uvesco, y Paloma Fernández, presidenta de ACEFAM

El futuro de Grupo Uvesco pasa por la digitalización de la compañía y el fomento de hábitos saludables entre los clientes. Apostar por la salud mejorando la alimentación de las personas es una de las acciones más efectivas de la compañía para fidelizar su clientela y mejorar su experiencia de compra y reconocimiento de marca. En un sentido parecido, Uvesco también cree en el label “BM Verde”, lo cual le ha llevado a recibir un premio europeo de sostenibilidad por la cantidad de reciclaje de sus centrales logísticas además de ser la primera cadena alimentaria en establecer un contrato para abastecerse de energía limpia. 

Grupo Uvesco vigila la calidad del producto fresco especialmente y trabaja con proveedores locales “porque se nota en la calidad del producto y así lo aprecian los clientes”. “A todos nos satisface colaborar con el desarrollo de las zonas rurales” y reducir la huella de carbono motivada por el transporte gracias a disponer de productos kilómetro cero.

 

Contacta con nosotros